Saltar al contenido

Prueba Audi A3 G-tron con pegatina ECO

El rey de los compactos premium se pasa al lado ECO. Así es el Audi A3 G-tron.

En estos tiempos que corren, donde según donde vivas, a la hora de comparar un coche has de mirar la etiqueta que tiene si quieres poder circular sin que una receta te llegue a casa. Teniendo en cuenta además que se oyen bastantes rumores de que esas restricciones se ampliaran a núcleos urbanos donde se superen los 50.000 habitantes, Audi pensó acertadamente que su top ventas, el A3 debería tener acceso a esa pegatina bicolor.

Para ello cuentan con el Audi A3 G-Tron.

Estéticamente podemos elegir entre tres acabados, básico, Design y S-Line, siendo este último el que más furor causa y el que tiene un acabado más deportivo.

La carrocería y el interior es casi igual al resto que hemos probado. De hecho, si quitásemos el emblema G-Tron, sería imposible diferenciar un modelo que no sea ECO, de este. Hay calidad en todos sus materiales, está todo detallado al milímetro, cuenta con tecnología que se maneja desde su pantalla retráctil y unos acabados de primera calidad, vamos, exactamente igual que sus hermanos.

Por si queréis echarle un ojo más a fondo os dejo aquí los enlaces a otras pruebas que ya hemos realizado.



Motor y comportamiento.

Lo verdaderamente diferente de este modelo en concreto respecto a los otros A3 es el motor. Lleva motorización híbrida de gasolina y GNC, 1.5 litros y 130 cv. Cuenta con cambio automático DSG de 7 marchas. Todo lo anterior se traduce en un consumo realmente bajo: unos 4.5 kg a los 100 km mixtos. O lo que es lo mismo unos 4€ para recorrer 100 km. A día de hoy donde los combustibles no paran de subir es algo a tener en cuenta no solo por las restricciones en ciudades, sino por el bolsillo. Es un gran ahorro a final de mes.

Hay gente que cree que llevar dos combustibles es complicado, pero nada más lejos de la realidad. El coche se encarga de hacerlo todo por ti. Siempre va en gnc, salvo que gaste el depósito, que entonces automáticamente cambia solo a gasolina sin que notes la diferencia en aceleración ni en nada.


Obviamente no es un coche que destaque por su deportividad. Audi ha hecho un coche muy lineal, con un buen empuje desde muy bajas vueltas pero que está pensado para ir a una velocidad constante y tranquila, sobre todo para moverse en entornos urbanos y con un gran ángulo de giro. Sin embargo, salir con él a carreteras, ya sean de montaña o autopistas, no supone ningún problema. En incorporaciones y pisando el pedal a fondo, logramos un 0-100 km/h inferior a 10 segundos y sus 1385 kg no suponen ningún lastre para los 130 Cv que desarrolla este motor. El contra que si le encontramos, como a la mayoría de modelos GNC, es su autonomía, siendo de 400 km de GNC y 120 km con el depósito de gasolina, a simple vista, 520 km de autonomía pueden parecer suficientes, pero teniendo en cuenta la escasez de gasolineras GNC que hay en el territorio español, a la hora de planificarse un viaje hay que tenerlo muy en cuenta. 

Algo a destacar es que es un vehículo muy dócil en su conducción. Cuenta con un buen paso por curva y un comportamiento dinámico como el que te puedes esperar de un compacto de este segmento.

Conclusión.


Nuestra opinión es que se trata de una buena opción a plantearse si necesitas un vehículo ECO porque te mueves por zonas como Madrid central. Si además buscas que te ofrezca las calidades que te puede ofrecer una marca como Audi y que tenga un buen comportamiento en carretera.

Sin embargo y algo que debes tener en cuenta (aunque eso es igual en todos los vehículos de gnc y glp), es el reducido espacio que nos ofrece el maletero. Ya que en el lugar de la rueda de repuesto va el depósito de gnc y eso nos deja con unos 280 litros o 1.120 si plegamos todos los asientos traseros. El resto de medidas interiores y exteriores son las mismas que las de cualquier otro Audi A3.

Aunque también decir que cuenta con otra ventaja económica respecto al resto, la mayoría de ayuntamientos “premian” este tipo de vehículos con rebajas en el estacionamiento regulado y en el impuesto de circulación.

Vamos, que si vives en grandes ciudades y quieres un coche premium sin renunciar a poder llevarlo a cualquier parte y con la calidad que caracteriza a Audi, ve a verlo, porque seguro que te va a encantar.

Galería Audi A3 G-Tron