Saltar al contenido

KIA ya está preparada para la conducción postautonoma

Kia presenta el SEED car, una solución potencial para la micro movilidad urbana

Kia Motors mostrará una gama de nuevas tecnologías desarrolladas para la era de conducción posautónoma en el marco del Consumer Electronics Show (CES) 2019, que se celebrará en Las Vegas del 8 al 11 de enero.

A partir de la visión de la marca para vehículos conectados “Más allá de la conducción autónoma”, que se presentó en el CES 2018, Kia está mirando aún más lejos del momento en que la conducción autónoma se haya convertido en la norma con la exposición interactiva de este año: “Espacio de Conducción Emocional” (“Space of Emotive Driving”).

Presentación de “Real-time Emotion Adaptive Driving” (R.E.A.D.)

En un futuro en el que los coches tendrán la capacidad de conducirse por sí mismos, Kia está estableciendo las bases para los principales avances tecnológicos que mejorarán la experiencia humana de la movilidad. El núcleo de la presentación de esta visión “Espacio de Conducción Emocional”, en el CES de 2019, es el nuevo sistema de Kia de “conducción adaptativa según las emociones en tiempo real” (Real-time Emotion Adaptive Driving R.E.A.D.), una primicia mundial de inteligencia artificial optimizada emocionalmente y un habitáculo interactivo orientado a los sentidos humanos.

El sistema R.E.A.D. puede optimizar y personalizar el espacio para los ocupantes mediante un análisis en tiempo real del estado emocional del conductor,utilizando tecnología de reconocimiento de bioseñales con inteligencia artificial. Esta tecnología monitoriza el estado emocional del conductor con sensores que detectan sus expresiones faciales, su ritmo cardiaco y su actividad electrodérmica. Ajusta entonces el ambiente interior según esa evaluación, puede variar las condiciones que afectan a los cinco sentidos en el habitáculo y crear una experiencia de movilidad más gratificante. Una tecnología de aprendizaje hace posible que el sistema establezca una base de referencia en el comportamiento del conductor, para identificar patrones y tendencias que personalicen adecuadamente el habitáculo. El sistema está basado en un estudio realizado en colaboración con el Grupo de Computación Afectiva del laboratorio Media Lab del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Albert Biermann, Presidente y Jefe de la División de Investigación y Desarrollo de Hyundai Motor Group señala, “Kia considera al habitáculo interactivo un objetivo primordial para la movilidad del futuro y el sistema R.E.A.D. constituye la convergencia de la tecnología más vanguardista para el control del vehículo y de la inteligencia emocional basada en inteligencia artificial. El sistema permite una comunicación continua entre el conductor y el vehículo a través del lenguaje no hablado de “sentimientos” y, por tanto, proporciona al conductor en tiempo real un espacio orientado a los sentidos humanos”.

El sistema R.E.A.D. se presenta junto con V-Touch, una primicia mundial en tecnología de control por gestos con tacto virtual. El V-Touch emplea una cámara 3D para monitorizar los ojos y la punta del dedo, lo que permite manejar varios dispositivos del coche mediante un head-up display no intrusivo. A través de simples gestos de los dedos, todos los ocupantes de vehículo pueden hacer cambios en el entorno del coche, incluidos la iluminación, el sistema HVAC (calefacción, ventilación y aire acondicionado) y el sistema de entretenimiento, lo que elimina la necesidad de botones o pantallas táctiles.

Otra innovadora característica del sistema R.E.A.D. de Kia son los asientos con vibración dependiente de la música, en los que los ocupantes “sienten” sus canciones favoritas además de escucharlas. La tecnología sensorial de procesamiento de las señales adapta las vibraciones en el asiento a las frecuencias de la música que se está reproduciendo. Los asientos vibratorios también tienen función de masaje para aumentar el confort, así como la posibilidad de incrementar la seguridad mediante los avisos hápticos de los sistemas avanzados de asistencia a la conducción del vehículo.

Kia ofrece a los visitantes del CES la oportunidad de experimentar la tecnología R.E.A.D.

En su estand del CES, Kia tendrá instalados módulos experimentales especialmente diseñados para demostrar el potencial del sistema R.E.A.D. Por primera vez, el público podrá experimentar la tecnología del vehículo que reconoce fisiológicamente sus emociones a través de expresiones faciales, actividad electrodérmica y ritmo cardiaco. Los visitantes del CES podrán ser testigos de cómo los controles sensoriales responden en tiempo real a sus cambios de estado emocional.

“R.E.A.D. Me” es un habitáculo monoplaza que analiza el estado emocional del “conductor” y crea un ambiente de acuerdo a esa evaluación, mediante tecnologías R.E.A.D. como el reconocimiento facial y el asiento vibratorio. Este ambiente configurado a medida puede incluir sonidos y fragancias personalizadas para adecuarse mejor a la actitud del ocupante. “R.E.A.D. Now” es un habitáculo biplaza que simula un “coche autónomo para visitar Las Vegas” y que hará sugerencias sobre las rutas y utilizará el sistema de entretenimiento en función del estado de ánimo del conductor. Se invitará a los ocupantes a usar el control por gestos V-Touch para juegos, selección de géneros musicales, modificar el ambiente en el coche y buscar información local en Internet.

“R.E.A.D. Motion” es un habitáculo para cuatro personas que simula una “oficina móvil”, que se espera sea uno de los principales beneficios de los coches autónomos. Se ofrecerá a los ocupantes desempeñar el papel de un “ejecutivo de Kia” que prepara un viaje de trabajo, utilizando el V-Touch para consultar su agenda y los tiempos de las reuniones, abrir correos electrónicos y otras tareas. Con la función “larga distancia”, los ocupantes podrán controlar a distancia el habitáculo R.E.A.D. Motion. La experiencia finalizará con una conference call en directo con el head-up display.

Kia muestra su visión para la movilidad urbana inteligente del futuro

Kia también presentará en el CES 2019 una solución potencial para la movilidad inteligente con su concepto “SEED car”. Se trata de es un vehículo eléctrico con cuatro ruedas semejante a una bicicleta y con una autonomía de 100 km, basado en un sistema híbrido de pedal y eléctrico: requiere que el conductor pedalee pero tiene un alto grado de asistencia eléctrica para que lo haga sin esfuerzo.

Este concepto se ha diseñado para hacer la circulación por ciudad más fácil, divertida y segura, al tiempo que explora cómo Kia podría facilitar los últimos kilómetros de cualquier viaje mediante un dispositivo de movilidad personal.

Para trayectos más largos, el “SEED car” se almacena en el “BIRD car”, un transporte autónomo capaz de recorrer distancias mayores que la autonomía del vehículo de pedales de cuatro ruedas. Una vez dentro de los 100 últimos km de su destino urbano, se libera el “SEED car” para completar el viaje.